Fitness

Ejercicios para liberar las tensiones antes de dormir

domingo 22, noviembre 2020 - 6:00 am

Antes de conciliar el sueño, tu mente necesita ir entrando poco a poco en un estado de sosiego, pero también tu cuerpo agradece posturas y movimientos que lo relajen, que reequilibren su energía y que lo predispongan al descanso.

A través de una respiración consciente y completa, puedes permitir que una mayor cantidad de oxígeno llegue a los órganos y al cerebro, lo que favorece la relajación del sistema nervioso y, por lo tanto, la regulación del sueño.

Establecidos como una rutina, o en noches en las que te sientas agitado, dedica 5 o 10 minutos a practicar estos estiramientos antes de acostarse, te ayuda a calmar la respiración y la mente, liberas tensiones y propicias el recogimiento que lleva al descanso.

publicidad

Antes de empezar, eso sí, prepara el dormitorio: atenúa la luz, aíslate de ruidos y elige ropa cómoda y agradable.

TORSIÓN SUAVE DEL TRONCO

Con esta torsión, estarás dando una especie de masaje a tu columna vertebral. Muchas veces llegarás a percibir cómo se desbloquea la energía a través de la espalda o incluso del interior de las piernas y los brazos.

  1. Siéntate cómodamente con las piernas cruzadas, en el suelo o sobre una alfombra o esterilla firme con las piernas cruzadas. Asegúrate de mantener el tronco recto y los hombros relajados.
  2. Gira el busto hacia la derecha y apoya la mano izquierda suavemente sobre la rodilla derecha. Evita las tensiones innecesarias.
  3. Sin deshacer la postura realiza tres respiraciones. Luego regresa lentamente al centro y repite el ejercicio al otro lado.

Es importante tomarse el tiempo necesario para realizar los movimientos y mantener la postura, escuchar al cuerpo y en ningún caso forzarlo.

Te puede interesar: Peinados para dormir y despertar con un cabello envidiable

Relaja y abre tus caderas con este sencillo ejercicio

ESTIRAMIENTO LATERAL

Al alargar y estirar los músculos laterales del tronco, también actúas sobre la columna vertebral y el sistema nervioso. Este ejercicio es muy sencillo y proporciona una sensación muy agradable.

  1. Siéntate cómodamente en la cama o sobre una alfombra o esterilla. Con las piernas cruzadas, descansa las manos sobre las rodillas y respira tranquilamente unos minutos.
  2. Toma con cada mano el codo contrario y lleva así los brazos hacia arriba, extendiendo la espalda de forma gustosa, como desperezándote con un gran bostezo.
  3. Inspira y al espirar inclina el tronco ligeramente hacia la derecha. Regresa al centro y repite el movimiento al otro lado.



RECOMENDACIÓN DE LA REDACCIÓN



Opina y Comenta

VIDASANA abre este espacio de opiniones para que se pueda debatir, construir ideas y fomentar la reflexión. Por eso, pedimos que se evite hacer uso de ataques ofensivos, que incluyan malas palabras, de lo contrario nos reservamos el derecho de publicación.

Recuerde que este es un medio que está para generar opinión constructiva.

Deja un comentario