El paro cardíaco de él también le afecta a ella

sábado 30, junio 2018 | 8:00 am

Cuando un hombre sufre de un paro cardíaco, su familia se ve directamente afectada, investigadores daneses han investigado los efectos que produce en las esposas.

Se ha determinado el riesgo a desarrollar depresión y a tener estados de ansiedad que sufren las esposas de las víctimas, incluso cuando ellos sobreviven.

El estudio encontró que luego de un año de la pérdida de su esposo debido a un paro al corazón, las viudas tenían tres veces más posibilidades de comenzar a tomar anti-depresivos que antes de la pérdida.

Pero aunque su esposo hubiese sobrevivido, el riesgo de consumir esta clase de pastillas se incrementaba un 17% con respecto al año anterior.

El uso de drogas contra los ataques de ansiedad también crecía, según el informe de la Publicación Europea para el Corazón (European Heart Journal).

“Un ataque cardíaco tiene un gran impacto en toda la familia y este estudio pone el énfasis en la importancia de cuidar a las parejas de aquellos que sufren el paro al corazón”, dice Maureen Talbot, jefa de enfermería de la Fundación Británica para el Corazón.

“Sabemos que la gente se puede sentir muy nerviosa o vulnerable cuando un ser querido sufre un ataque cardíaco. Es fundamental que ellos reciban ayuda emocional y práctica durante este tiempo traumático”, agrega. 

También puedes leer: ¿CÓMO PREVENIR UN ATAQUE CARDÍACO?

Mayor cuidado con un paro cardíaco 

Ésta es la primera investigación que estudia la salud de las esposas después de que sus parejas hayan sobrevivido a una crisis cardíaca.

El hallazgo más importante del trabajo es que el sistema de salud necesita tener cuidado de las esposas, no solo cuando un paciente muere, sino también cuando sobrevive.

También investigaron el uso de anti-depresivos y de drogas ansiolíticas antes del incidente y hasta después de un año del mismo, y registros de depresión y suicidio.

Estrés postraumático

Si la pareja sufre un ataque al corazón, la salud de la esposa es más afectada que la de aquellas mujeres cuyos maridos murieron o sobrevivieron a otras condiciones médicas.

Los investigadores especulan que la razón detrás de estas diferencias es la naturaleza súbita e imposible de predecir de un ataque cardíaco, que causa un mayor impacto en los que están alrededor de la víctima.

“Si tu pareja muere repentinamente de un paro al corazón, no tienes tiempo de prepararte psicológicamente para esa muerte, mientras que si alguien está enfermo, por ejemplo de cáncer, existe un tiempo para hacerse a la idea”, indicó Fosbol.

Podría interesarte: ¿QUÉ HACER SI ALGUIEN SUFRE UN ATAQUE CARDÍACO?

 

Creemos que podría interesarte:

Deja un comentario